CUIDA TUS PIES EN VERANO

 

Ha llegado el verano y con él la mejor opción para refrescarnos y escapar del calor, la visita a playas y piscinas. Desde DEDOPIE queremos hacer hincapié en la importancia de cuidar nuestros pies en esta época y evitar el contagio de infecciones por hongos, baterías y papilomas. Para ello debemos adoptar una serie de recomendaciones.

 



  • NO CAMINAR DESCALZO

Usar chanclas en las zonas comunes y húmedas como vestuarios, duchas, piscina... Las chanclas solo se recomiendan para dicho uso. Se desaconseja su utilización como calzado habitual para caminar o hacer deporte. Esto es debido a que es un calzado con apenas sujeción y estabilidad, lo que acaba generando un sobre esfuerzo del pie para poder agarrarse bien al calzado, provocando el desarrollo de patologías como dedos en garra, fascitis plantar etc...

  • NO COMPARTIR EL MATERIAL

Para evitar el contagio de infecciones es primordial que no compartamos chanclas, toallas o cualquier material de uso personal.

  • EVITAR LA HUMEDAD

Secar bien todo el pie, especialmente los pliegues interdigitales. Si a mayores tienes problemas de exceso de sudoración, te recomendamos el uso de polvos de talco. ¿Por qué es tan importante evitar la humedad? Pues porque los hongos se mueven en un ambiente más cómodo si hay humedad, calor...etc.

  • LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN

Tras su uso, es recomendable limpiar y desinfectar los materiales utilizados en la piscina.

  • HIGIENE DIARIA

Para evitar grietas, ampollas, o rozaduras que funcionen como vía de entrada a determinados patógenos, recomendamos una hidratación con crema específica para pies, haciendo hincapié en las zonas de mayor sequedad o roce.

 

Como podólogos, en consulta encontramos diferentes tipos de patologías. Las más frecuentes suelen ser:

 

  • PIE DE ATLETA

Infección micótica que afecta al pie, sobre todo entre los dedos y la planta del pie. Algunos signos son la piel seca, picor y quemazón (pequeñas vesículas que supuran).

  • PAPILOMAS

Lesión cutánea en forma de verruga plantar que puede aparecer de manera aislada o en conjunto. Algunos de los síntomas que nos indica esta patología son la aparición de callosidad en la zona, aparición de pequeños puntitos negros en el centro de la lesión...y puede aparecer molestia a la compresión de la zona afectada.

  • ONICOMICOSIS U HONGOS EN LAS UÑAS

Se trata de una infección por hongos de la uña. En el momento que la uña se contagia, comienzan a aparecer diferentes síntomas: decoloración de la uña, fragilidad, mal olor, engrosamiento...entre otros muchos síntomas posibles.

 

En definitiva, en verano hay que prestar especial atención al cuidado de nuestros pies para evitar posibles infecciones en la piscina y demás lugares públicos. En caso de cualquier sospecha, acude a tu podólogo para prevenir, diagnosticar y curar la patología y poder seguir disfrutando. 

 


VISITANOS

Nuestros mejores especialistas están esperándote...

¡Contáctanos!


PEDIR UNA CITA